Pan Relleno

Todas las maneras en las que se puede rellenar un pan

Pan relleno de ajo y queso

Con esta receta, no volverás a comer pan de ajo normal nunca más. 4 de las 5 cosas más buenas conocidas por el hombre componen esta receta. La 5ª es el chocolate, por si te lo preguntabas.

Mozzarella de búfala fresca, toneladas de ajo picado, un poco de mantequilla, y un montón de hierbas frescas, todo esto es el relleno de un pan de estilo rústico.

Pan relleno de ajo y queso

Creo que soy capaz de comerme la mitad de este pan y tan tranquila, así que lo de las raciones es un poco orientativo. Es bastante falso por mi parte pensar que está mal comerme todo esto, mientras me como otro trozo a escondidas. ¿Puede ser la cena todas las noches? ¡Oh, por favor!

Y no sólo te lo pasas bien comiéndolo, también haciéndolo. Es una receta super divertida para hacer con lo peques, porque ellos pueden rellenar los cortes con el queso mozzarella.

Y sólo se tarda unos pocos minutos en prepararlo.

Los ingredientes son para unas 4-6 porciones.   INGREDIENTES

  • 5 dientes de ajo
  • 2 cucharadas colmadas de perejil picado
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen
  • 1 pan rústico
  • 3 cucharadas de mantequilla
  • sal al gusto
  • 100 gramos de queso mozzarella en rodajas

ELABORACIÓN DE LA RECETA

  1. Picamos el ajo muy finamente y lo mezclamos con el aceite y el perejil picado. También podemos picarlo todo en un procesador de alimentos hasta que el ajo esté en trozos pequeños.

  2. Cortamos la mozzarella en rodajas y las cortamos en cuadrados de 2,5 centímetros por cada lado.

  3. Calentamos la mantequilla a fuego medio en una cazuela pequeña. Cuando la mantequilla se derrita, añadimos el ajo picado junto con una pizca de sal y dejamos que se cocine todo durante unos minutos, revolviendo según sea necesario para que el ajo no se queme. Lo retiramos el fuego.

  4. Colocamos una rejilla en el centro del horno y lo encendemos a 200 ºC con calor por los dos lados.

  5. Usamos un cuchillo de sierra afilada para hacer cortes diagonales de 2,5 centímetros por el pan, asegurándonos de no cortar hasta el fondo.

  6. Con una cuchara, espolvoreamos la mantequilla de ajo en las grietas del pan. También ponemos cuadrados de queso en los cortes del pan.

  7. Colocamos el pan en una hoja de papel de aluminio y lo doblamos por los lados. Utilizamos una segunda hoja de papel de aluminio para cubrir la parte superior (que retiraremos después).

  8. Introducimos el pan en el horno durante 10 minutos. Quitamos el papel superior y dejamos que se hornee por otros 10 minutos más, o hasta que el queso se derrita por completo. Servimos en caliente.